Noticias

¿Cómo prevenir e identificar una fractura de cadera?

Descubrí la importancia del ejercicio y la ingesta de calcio y vitamina D3 en su prevención.


A medida que envejecemos, nuestra masa ósea va sufriendo un desgaste natural y como consecuencia la pérdida de calcio. Este debilitamiento de los huesos, incrementa la posibilidad de que se quiebren, provocando, entre otras complicaciones, las fracturas de cadera.

Los huesos más propensos a fracturarse debido a la disminución de la densidad ósea son los de la muñeca, la columna vertebral y la cadera. Esto sucede generalmente como consecuencia de un accidente o caída.

Si bien todas las fracturas son dolorosas y pueden limitar nuestra vida diaria, las de la cadera suelen ser mucho más serias porque requieren de una cirugía y pueden tardar meses en sanar.

Los síntomas que alertan sobre una fractura de este tipo incluyen: dolor intenso en la cadera o en el área pélvica, moretones o hinchazón en el área, incapacidad de soportar peso, dificultad para caminar, torsión hacia afuera o acortamiento de una de las piernas.

La mejor forma de prevenir el riesgo de fracturas es realizar una ingesta diaria adecuada de calcio y vitamina D3, dos nutrientes esenciales para la salud de los huesos.
Además, se recomienda hacer ejercicio de forma regular (sobre todo aquel que incluya levantar el propio peso, como caminar, nadar o practicar yoga), disminuir el consumo de alcohol y evitar el cigarrillo.